Teatro Jean-Claude Carrière





El Teatro Jean-Claude Carrière en Montpellier, Francia, se presenta como una gran caja roja vibrante situada en medio de un bosque de pinos. El exterior está envuelto por un patrón de rombos realizado con listones de madera que recuerda al estampado de los trajes de los arlequines.



El teatro se sitúa junto a una plaza pública que permite al edificio respirar y un gran patio conduce a los visitantes a la entrada del teatro y al restaurante. En el punto de acceso principal del espacio cultural la celosía de madera exterior se abre para revelar mejor el interior.




Las luces de colores con forma de diamante incrustadas en el interior de la celosía de madera generan una imagen dinámica y colorida del edificio por la noche.


La construcción mediante paneles modulares de madera ha permitido facilitar el montaje y acortar los plazos de ejecución, completándose el edificio en apenas un año.


La composición y espesor de los paneles, junto con el ángulo de inclinación de los mismos aísla de ruidos el interior a la vez que aporta el confort acústico necesario a la sala principal. Además, este revestimiento ha sido diseñado para que los módulos puedan ser fácilmente desmontados y trasladados para montar en otro sitio.


El diseño reduce al mínimo el impacto ambiental gracias tanto al uso de materiales sostenibles como al estudio energético realizado, aprovechando el clima mediterráneo de tal forma que se consigue que no sea necesario el uso sistemático de aire acondicionado en el interior.



3.825 m³ de paneles MM crosslam de Mayr-Melnhof Holz

En Hamburgo se construyó una nueva residencia de estudiantes de alrededor de 12.000 m2 de superficie con paneles  macizos de  madera con...